CME- Concentración Mínima Explosiva

¿Qué concentración mínima debe existir para que se genere una posible ignición?

En el diseño de plantas industriales es fundamental garantizar la seguridad al manejar materiales combustibles y polvo. La Concentración Mínima de Explosión (CME) se presenta como una herramienta esencial para este propósito.
El enfoque del diseño de plantas con salidas de aire adecuadas para mantener los niveles de polvo por debajo del límite de explosividad es una práctica común. No obstante, es importante ejercer precaución, ya que en la realidad las nubes de polvo suelen ser irregulares. Pueden surgir circunstancias imprevistas que conduzcan a concentraciones explosivas localizadas, incluso si la concentración media de la nube de polvo parece estar por debajo de la CME.
La comprensión de la Concentración Mínima de Explosión y su aplicación en el diseño de plantas industriales es esencial para mantener un ambiente de trabajo seguro y prevenir accidentes graves relacionados con explosiones de polvo. Al adoptar medidas adecuadas y precauciones en el diseño y manejo de sustancias combustibles, se puede garantizar la protección de la salud y seguridad de los trabajadores y el entorno.